Cómo sembrar, cultivar y cosechar pimientos

POR Jolene Hansen
header image

Si usted tiene buena tierra, las temperaturas apropiadas y un poco de dedicación, el cultivo de pimientos es un proyecto de jardinería simple y agradable, aún si se trata de su primer huerto. Lo único que necesita es aprender los conceptos básicos para cultivar pimientos y podrá experimentar las delicias del jardín a la mesa que le ofrecen los pimientos cultivados en el hogar.

Cómo elegir las variedades de pimientos

Es posible que lo primero que le llegue a la mente al pensar en pimientos dulces sean los pimientos estándares de los supermercados. Estos pimientos grandes, brillantes y verdes son alimentos esenciales y los pimientos brillantes y rojos le siguen de cerca. Pero cuando usted cultiva sus propios pimientos, el menú se amplía a cientos de variedades. La mayoría, pero no todas, empiezan verdes y luego al madurar cambian de color y dulzura. Las variedades de pimientos oscilan de morado profundo y color chocolate a un blanco cremoso, amarillo vívido o anaranjado intenso.

Comience bien los cultivos de pimientos

El color no es la única opción a considerar para los cultivos en el hogar. Los tamaños de las plantas y los pimientos también varían. Los cultivos favoritos para el jardín, como la planta del pimiento común, crecen de 2 a 3 pies (0,60 m a 0,91 m) de alto y dan pimientos anchos en forma de bloque de unas 4 pulgadas (10,16 cm) con paredes gruesas de colores verde a rojo. Compare esos pimientos con los minipimientos rojos Cupido de 1 a 2 pulgadas (2,54 cm a 5,08 cm) o los minipimientos dorados de Sweet Golden Baby Belle. Estas plantas compactas son perfectas para sembrar en macetas o espacios urbanos pequeños porque miden menos de 2 pies (0,60 m) de alto y 1 pie (0,30 m) de ancho. 

Cómo cultivar los pimientos en el patio

Los pimientos son tratados como vegetales anuales en la mayoría de los jardines, pero en realidad son frutos perennes tiernos, como sus parientes cercanos, los tomates y las berenjenas. Estos cultivos tropicales nativos prefieren las temperaturas calientes y las tierras fértiles. Siémbrelos en un lugar con tierra que tenga un buen drenaje y con acceso pleno y directo a la luz solar al menos de seis a ocho horas diarias y usted obtendrá plantas saludables y frutos abundantes.

Los pimientos son muy sensibles al frío, así que si los saca antes de tiempo en la primavera, lo lamentará. En todos los climas, excepto en los más cálidos, usted necesitará sembrar las semillas en interiores de seis a ocho semanas antes de la última helada pronosticada de la primavera en su región o comprar plantas nacidas de semillas para trasplantarlas. Espere hasta que todos los peligros de la helada hayan terminado y las temperaturas durante la noche se mantengan constantes cerca de 60 grados Fahrenheit (16ºC) antes de sacar las plantas de pimiento.1

Control de plagas y enfermedades

Al elegir un lugar para sus pimientos, limítese a los lugares del jardín donde los tomates, las berenjenas y otros pimientos o papas no han sido cultivados por al menos tres años. Estas plantas de la misma familia son vulnerables a las mismas enfermedades, muchas de las cuales pueden vivir en la tierra. Si cultiva en jardineras o macetas, reemplace la tierra cada año si se presentan enfermedades. 

Disfrute su cosecha de pimientos

Al igual que la mayoría de las cosechas en el jardín de la casa, los pimientos generalmente necesitan nutrientes adicionales. El fósforo y el calcio son esenciales para un crecimiento abundante de los pimientos. Las pruebas en la tierra miden el nivel de pH de su tierra (de 5,8 a 6,5 es excelente para sus pimientos1) y brindan recomendaciones para nutrir y modificar la tierra. De ser necesario, las modificaciones como la cal aumentan el pH de la tierra y el aljez o yeso mantiene constante el pH, pero aporta calcio, el cual es muy importante para evitar la pudrición apical.

Evite los fertilizantes con altos niveles de nitrógeno, ya que el nitrógeno estimula el crecimiento de las hojas en vez de alimentar los frutos para que sean más dulces. Los productos diseñados para los tomates y los vegetales, como el nutriente para tomates y vegetales Lilly Miller ® MORCROP de 5-10-10, brindan mayores cantidades relativas de fósforo y potasio al equilibrio nutritivo que los pimientos prefieren.

Riegue bien los pimientos pero nunca deje empapada la tierra. Riegue la tierra para humedecerla a unas 6 pulgadas (15,24 cm) de profundidad y luego déjela secar un poco. Regar las plantas es especialmente importante durante el período de los frutos cuando los pimientos pequeños reemplazan las flores y cuando los pimientos comienzan a madurar. La humedad constante ayuda a mantener a los pimientos fuertes y saludables.

No importa si su cultivo de pimientos tiene los pimientos verdes clásicos y rojos o un arco iris de colores porque usted descubrirá lo simple y satisfactorio que es cultivar sus propios pimientos dulces. GardenTech y la familia de las marcas GardenTech® están a su disposición para ayudarle a tener éxito y disfrutar de una abundancia de delicias y nutrientes de los cultivos en el huerto de su hogar.

GardenTech es una marca registrada de Gulfstream Home and Garden, Inc. Worry Free y Lilly Miller son marcas registradas de Central Garden & Pet Company.  Sevin es una marca registrada de Tessenderlo Kerley, Inc.

Fuentes:

1. Dufault, Robert J. y Doubrava, Nancy, “Pepper," Extensión Cooperativa de la Universidad Clemson, enero de 2009.

2. Natwick, E.T, Trumble, J.T. y Aguiar, José, “UC Pest Management Guidelines: Pepper Weevil," Programa Estatal Integrado para el Control de Plagas de la Universidad de California, noviembre de 2012.

3. Cantwell, Marita, “Bell Pepper: Recommendations for Maintaining Postharvest Quality," Tecnología Postcosecha de la Universidad de California – Davis, noviembre de 2013.

back-to-top